Vacaciones maternales

Que se entienda. Yo quise tener hijos. Yo elegí ser madre. Pero hay días en que tan noble tarea me supera.

Lleva mi paciencia al límite, un límite que a veces es superado fácilmente. Hay días que las demandas se superponen, que es difícil encontrar 5 minutos de silencio. Hay días que no tengo ganas de ver dibujitos ni de armar rompecabezas. Días que la maternidad se hace cuesta arriba.

En esos días pienso en como serían unas vacaciones maternales. Unos días sólo de ser yo, yo y mis libros, yo y mis series de televisión.

Después lo pienso mejor y creo que me aburriría si no escucho MAMÁ 10 veces por hora, si no le alcanzo 100 veces los juguetes a la enana ahora que aprendió que lo divertido es tirar las cosas para que alguien las vaya a buscar.

Ya no me imagino mis días sin los chicos, aunque hay días que pido por favor “vacaciones maternales”.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s